DOCUMENTOS PARA UNA

COLECCIÓN DE HISTORIA POSTAL  

Autor: D.Rafael Ángel Raya Sánchez

rayasanc@hotmail.com

 

   

            Toda colección de Historia Postal, ya sea local, regional o nacional, salvo mejor criterio, debe contener no solo sellos, cartas y toda clase de marcas postales, sino como su propio nombre lo indica: “Historia Postal”, es decir debe incluirse material y piezas relacionadas con la “Posta”, por ejemplo: circulares y normas postales, tarifas, mapas con rutas y recorridos, recibos deposito de certificados, resguardos de entrega de certificados, recibos de pagos de derechos de apartados, conocimientos de embarque marítimos, recibos de diligencias, etc, etc, relacionados con el tema a desarrollar.  

 

Resguardo de certificado depositado en León, el 7 de diciembre de 1826.

(de la colección del autor)  

FIGURA 1.jpg (156738 bytes)

 

            En las “Guidelines” o Directrices de la F.I.P. (Versión 1995), reseñadas en el numero 57 de primavera de 1994, del Boletín de la Federación Española de Sociedades Filatélicas, en sus paginas de la 15 a la 19, se exponen claramente, dichas directrices para las evaluaciones de las participaciones de Historia Postal, en exposiciones filatélicas, explicando en los distintos puntos o apartados, el Alcance de una participación, las participaciones de “Marcas Postales (Marcofilia)”, Plan introductorio, Criterios para las evaluaciones (Tratamiento e importancia filatélica, Conocimientos filatélicos y conexos, Estudio personal e investigación, Estado y Rareza de las piezas expuestas, y Presentación), etc.

   

Recibo de recepción de certificado: 1788, Mahon a Madrid, con marca Franqueado / en / Menorca, en negro  y manuscrito “Certificación a Mahon” 

  FIGURA 2.jpg (156060 bytes)  

 

            El punto 5.1.2, dentro de Tratamiento e importancia filatélica, de Criterios para la Evaluación,  dice: “Cuando se evalúa el tratamiento e importancia de las participaciones, los jurados deben considerar el desarrollo general del tema, la amplitud del material mostrado en relación con el alcance de la participación y la importancia filatélica relativa del material mostrado, así como la dificultad para duplicar la participación”.  

 

Recibo “Ramo de Apartado” Madrid, 1 de Noviembre de 1831.

Marca PAGO coronada en tinta roja de Madrid.

   FIGURA 3.jpg (70280 bytes)

 

            El punto 5.3.1, dentro de Estado y rareza, dice: “Un total de 30 puntos pueden ser otorgados por el estado y rareza. Hasta 20 puntos pueden ser asignados a la rareza e importancia de las piezas mostradas y hasta 10 puntos al estado de las mismas”. 

 

            El punto 5.3.2, también dentro de Estado y rareza, dice: “La rareza esta directamente relacionada con el material filatélico expuesto y con la escasez relativa del material del tipo mostrado y, en particular, con la rareza filatélica (sin embargo no a su valor) y a la importancia del conjunto de la participación y de sus elementos”.     

   

Billete de Diligencia de la Compañía “LA VALLISOLETANA” (al dorso las “Condiciones”), fechado en la Administración de Valladolid, el 26 de Mayo de 1859.

“Carrera del Reyno” 

  (de la Colección del Autor).

FIGURA 4.jpg (207192 bytes) 

 

            Igualmente, mas recientemente, podemos ver el Informe de la Reunión y sus Sesiones, de la Comisión de historia Postal de la F.I.P., celebradas en Seul el 8 de agosto y en Ámsterdam el 1 de septiembre de 2002, relativas al uso de material ilustrativo en colecciones de H.P.

            Los objetivos de dicha Comisión era introducir mas material ilustrativo dentro de las colecciones, siendo presentadas por los cuatro miembros del Bureau (Dirección).

            Se hizo referencia al articulo 3.2 de las SREV de Historia Postal, constatando que: “una exhibición de Historia Postal puede contener, donde sea estrictamente necesario, mapas, impresos, decretos y materiales asociados similares, debiendo tener  relación directa con el tema escogido del servicio postal descrito en la exhibición”.

            Siendo los puntos mas importantes tratados durante la discusión, el tener cuidado con la proporción de material ilustrado y la aceptación del mismo ligada a la interpretación del “estrictamente necesario”

              Llegándose, entre otras, a la propuesta de modificar el punto 3.2, tal como sigue:

            “Una muestra de de H.P. puede contener, donde sea estrictamente necesario, mapas, impresos, decretos, y material similar asociado. Estas piezas deben tener relación directa con el tema escogido y el servicio postal descrito en la muestra expuesta”.

   

Todos estos puntos, es bueno recordarlos, ya que pienso que algunos coleccionistas desconocen tales circunstancias o no les dan la suficiente importancia, dejando claramente sus colecciones huérfanas de dichos documentos, con lo cual desmerecen y desvalorizan las mismas.

 

            Todo lo expuesto hasta ahora en este articulo, viene a colación con el ofrecimiento por mi parte a un amigo y compañero coleccionista de Historia Postal, de un “recibo de certificado prefilatélico”, aduciendo que no le interesaba, pues no era realmente un “resguardo de certificado”, ni una pieza exponible y no le servia para su colección, cosa que no entendí y que me sorprendió (sobre gustos no hay nada escrito, pero sobre conocimientos filatélicos sí, es mi opinión, y si no, recomiendo practicar un poco la lectura filatélica).

   

 Billete de Diligencia de la “COMPAÑÍA DE DILIGENCIAS POSTAS DE ARAGON”

(al dorso las “Condiciones”),  fechado en la Administración de Pamplona, Servicio San Sebastián, para remitir a Tolosa, “Un paquete de Papeles”  por la diligencia del 23 de Julio de 1863. (de la Colección del Autor).

FIGURA 5.jpg (86696 bytes)

   

            Ni que decir tiene que, no tiene que ver nada, un recibo de certificado con un resguardo de certificado, aunque parezcan la misma cosa, puesto que las dos, son piezas postales totalmente diferentes, que cada una cumplía una función postal, una era el resguardo justificante de haber depositado una carta certificada en la Administración de Correos, que se entregaba al remitente, una vez pagados los derechos correspondientes  y la otra, era el resguardo justificativo de la recepción del certificado por parte del destinatario, el cual volvía a la Administración de Origen, con la firma del receptor y la fecha de recepción. Ambas, tan importantes y raras, la una como la otra, para ser expuestas en una colección de historia postal.

 

            Recomiendo a los filatelistas, coleccionistas y amigos en general, como ejemplo, una detallada lectura del ameno, interesante y docto discurso de ingreso en la Academia Hispánica de Filatelia, de mi amigo Andrés García Pascual, de La Coruña, titulado: “NOTAS SOBRE EL CERTIFICADO EN LA EPOCA PREFILATELICA” , en el cual no solo versa sobre los certificados en general, sino sobre el recibo o resguardo que se entregaban a los impositores de certificados, de los resguardos firmados a la recepción por parte del destinatario de certificados, de las diligencias, conductores, valijas, etc. así como de las vicisitudes, normas, ordenanzas de los mencionados certificados.  

 

 

Acción num. 49 de 1.000  R(eale)S.  de  V(ello)N. “COMPAÑÍA DE OMNIBUS” (Diligencia para el transporte de pasajeros y correspondencia)

 entre Santa Cruz (de Tenerife)  y  La Laguna, fechada en

Santa Cruz el 28 de febrero de 1854. 

FIGURA 6.JPG (213118 bytes)

   

 

            En las distintas fotografías que acompañan este articulo, puede apreciarse y diferenciarse los distintos documentos postales que pueden enriquecer una colección filatélica, esperando sirvan como ejemplo y conocimiento para futuros coleccionistas, así como para los que ya lo son, pero no lo entienden o desconocen aun.

 

               

Rafael Ángel Raya Sánchez

Tesorero del Grupo Filatélico y Numismático de Tenerife  

rayasanc@hotmail.com

 

 

 

 

Bibliografía:  

= Algunos documentos expuestos, de la Colección del Autor.  

= (Figura 2): Subasta SOLER Y LLACH, del 24 de febrero de 2004.  

= (Figura 3): Subasta MARTINEZ AGREDA, del 17 Octubre de 2003.

= (Figura 6): De la colección  de mi Amigo Juan Carlos Pérez Castells, gran coleccionista, estudioso e investigador de Historia Postal de Canarias.

=Las “Guidelines” o Directrices de la F.I.P. (Versión 1995) Boletín de FESOFI num. 57

= Memoria de la Comisión de Historia Postal Año 2002.  

= Discursos Académicos 1982, de la Academia Hispánica de Filatelia.